Importadores podrán acogerse al tratamiento preferencial arancelario APC suscrito con Estados Unidos al momento de la importación y en el año siguiente a la aceptación de las declaraciones

Importadores podrán acogerse al tratamiento preferencial arancelario APC suscrito con Estados Unidos al momento de la importación y en el año siguiente a la aceptación de las declaraciones

La Sección Cuarta del Consejo de Estado le correspondió resolver si no debe aplicarse el tratamiento preferencial arancelario del APC con los EE. UU. por cuanto la accionante allegó extemporáneamente la certificación de origen de una mercancía. Al respecto, la Sala señaló que el numeral 5.º del artículo 4.19, relativo a las obligaciones de las importaciones, faculta al importador de las mercancías originarias para acogerse a dicho beneficio al momento de la importación o, dentro del año siguiente a la presentación y aceptación de las declaraciones de importación. A tal fin, el importador del país Parte del acuerdo está sujeto a lo acordado sobre las reglas de origen, como lo es la observancia de los criterios convenidos por los estados partes para calificar una mercancía como originaria, particularmente, la fijación de reglas generales y específicas de origen, más los procedimientos para acreditar el trato preferencial de la mercancía, como es la solicitud de dicho tratamiento con la respectiva certificación de origen expedida por el productor (exportador) o importador, según los lineamientos de dicho acuerdo, en consonancia con el artículo 66 del Decreto 730 de 201. 

Explicó la Sala que a diferencia de otros acuerdos preferenciales suscritos por Colombia,

el APC con los EE. UU. no adoptó un formato oficial de certificación de origen, aunque sí estableció los parámetros —no limitados— que debe contener para que las autoridades logren corroborar el cumplimiento de las normas de origen (numeral 2.º del artículo 4.15 del acuerdo). Lineamientos que se acogieron internamente, sin perjuicio de que fueron especificados con mayor grado de detalle en el artículo 67 del Decreto 730 de 2012. Conviene mencionar que, dentro de los aspectos que deben incluirse en la certificación, se incluyen: (a) la regla o criterio de origen que se cumpla con especificidad de las condiciones en las que los materiales no originarios cumplen requisitos para que la mercancía sea originaria; (b) el período de importaciones que cubra la certificación, en caso de que esta pretenda cobijar mercancías idénticas de múltiples embarcaciones, y (c) una declaración juramentada que incluya, entre otras cosas, la certificación de que las mercancías cumplen requisitos de origen.

La Sala precisó que el artículo 75 del Decreto 730 de 2012 dispone que el importador podrá solicitar el reconocimiento del TAP dentro del año siguiente a la presentación y aceptación de sus declaraciones de importación, para lo cual, si bien con la solicitud el contribuyente-importador debe acreditar que la mercancía es originaria con la certificación de origen y los demás requisitos establecidos, la presentación oportuna de la solicitud es la que enerva la caducidad para obtener el tratamiento preferencial.

Consulte el fallo aquí:

CE-SEC4-EXP2021-N24545_01693-01_Nulidad-Restab_20210218

Compartir

  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn